Cuidados de la piel bajo el sol_dermatólogo Rodrigo Roldán

¡Cuidados de la piel bajo el sol!

El sol y sus efectos hoy en día no son los mismos que hace algunas décadas, por lo que sus efectos y daños en nuestra piel tampoco son iguales a los de antes. Hoy más que opcional, es necesario el cuidado de la piel ante el sol, con pequeñas acciones y conocimientos acerca del tema, podemos prevenir enfermedades como el envejecimiento prematuro de la piel (flacidez, manchas de sol y arrugas) y el cáncer de piel, descubre cómo.

Sin duda alguna, el sol es el cancerígeno ambiental más frecuente al que se expone el ser humano. Hoy en día el sol es más peligroso que antes. El sol emite diferentes tipos de rayos, para nuestra protección contamos con la capa de ozono, que es la encargada de filtrar los rayos ultravioleta A, B y C, dañinos y los causantes del cáncer de piel. Sin embargo, la capa de ozono cuenta con muchos daños y huecos, disminuyendo la acción protectora de este tipo de rayos sobre nosotros.

¿Qué hacer?

El uso de protector solar es una acción obligada, no es necesario tener que estar en la playa o de vacaciones para su uso. Todos los días, todas las zonas del cuerpo que estarán expuestas a la luz del día, incluso estando en interiores, deben ser cubiertas con protector solar, sin excepción.

La piel es el órgano más grande del cuerpo humano, nos protege de agresiones ambientales, virus, hongos y bacterias. El daño que ocasiona el sol en la piel es acumulativo así que las quemaduras de sol en la infancia y adolescencia tienen repercusión en la edad adulta.

¿Cómo evitar el daño irreversible del sol en tu piel?

No pretendemos que dejes de ir a la playa o que bajo un sol de 30 grados uses cuello de tortuga y guantes; sin embargo, hay muchas formas de cuidarnos y evitar los daños del sol para disfrutar de un lindo día soleado o actividades deportivas al aire libre sin tener que preocuparte por los efectos que el astro rey pueda ocasionar en tu piel.

• Además de la aplicación obligada del protector solar, debes usar lentes oscuros con protección UV, sombrero o gorra y ropa clara.

• Repite la aplicación de protector cada tres horas, si te vas a mojar por estar en alguna alberca o en el mar, o vas a sudar, debes reaplicar protector solar con mayor frecuencia.

Evita la exposición al sol entre las 11 am y las 4 pm, en el lapso de estas horas es cuando el sol resulta ser más dañino.

• Aún cuando el día esté nublado, debes colocarte protector solar, el efecto dañino de la luz del sol resulta ser exactamente el mismo, las nubes no impiden el paso de los rayos ultravioletas.

• Al colocarte protector solar, no olvides el cuello, orejas, escote o manos, recuerda que la piel es una sola.

• Hay algunas creencias respecto a los baños de sol en los niños. Sin embargo, no es recomendable exponer a menores de un año al sol, su piel es mucho más inmadura y sensible que la de los adultos. Cuida tu piel del sol y prevén el cáncer de piel_Dermatología Roldán

• Mantente hidratado, en la piel reflejas el grado de hidratación de tu cuerpo. Así que toma suficiente agua, sobre todo en épocas calurosas.

• Si detectas alguna lesión anormal en tu piel, un mancha que no tenías antes, la aparición de un lunar nuevo en la edad adulta o el cambio de forma, color o tamaño en uno pre-existente, debes acudir de inmediato con el dermatólogo.

Es muy importante y sencillo prevenir el cáncer de piel y otras enfermedades cutáneas con la correcta y puntual aplicación de protector solar, la adopción de hábitos de cuidado diario, y la visita al dermatólogo mínimo una vez al año.

Deja un comentario

Post Navigation